Hoy es uno de esos días

Hoy me sobrepasó.



Hoy es uno de esos días en los que te dan ganas de llorar o salir sola a la calle aunque sea por un ratito. Me urge una ida a Target SOLA, sin bebé, sin esposo, sin 3 perritos atrás de mí.




Leo desde anoche no quería dormir, caía rendido en mis brazos sin problema, pero cuando sentía que lo dejaba en su camita soltaba el llanto desconsolado; así me tuvo por unas dos horas y más de tres intentos, hasta que mi esposo lo cargó y me dijo que él lo dormiría.




Y hoy en la mañana desde las 6:30 ya no quiso dormirse, siendo que siempre me ayuda durmiendo hasta las 8:00 am.




Ha sido un día en que no ha pasado nada extraordinario: alimentar a Leo, cambiarlo de ropita y los miles de cambios de pañal del día, cantarle, jugar y tratar de dormirlo, ahí ha estado el asunto. Aún no hemos logrado una rutina durante el día, a pesar de que se durmió más tarde de lo normal y se despertó más temprano, Leo no ha querido dormir más de 20 minutos seguidos. Logro arrullarlo rápido y hasta lo acuesto sin problema, pero en poco tiempo se despierta.




Eso me dejó hoy con tener que comer un desayuno frío, salir de la regadera corriendo porque apenas me alcancé a dar un baño y Leo comenzó a llorar (si les dije que ayer no tuve chance de bañarme? demasiada información? jejeje perdón).




Y se que dicen que todos estos momentos pasarán y los extrañaré, pero el día de hoy sólo puedo ver que tengo que lavar la ropita de Leo, tenía que cambiar con urgencia las sábanas de la cama y aún no he podido poner a lavar los trastes ni hacer la comida. Sé que también dirán que todo eso puede esperar, pero la verdad es que tengo hambre! necesito hacer comida, además los trastes sucios son la punta del iceberg del desorden de la casa.




Como sentí que mi nivel de estrés estaba aumentando por pensar en todos los pendientes mejor me detuve. Puse a Leo en su tapete con sus juguetes y puse mi laptop sobre una caja de cartón a un lado de él y me puse a escribir.




Me acerqué a él para calmarme y me puso sus manitas sobre mi cara.










Estamos escuchando canciones de Disney, ya los dos estamos sonriendo así que me iré a hacer comida.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

GRACIAS A MI HIJO

MAMÁS, TODAS FUIMOS PRIMERIZAS

DIY - Cómo crear arte con tu bebé